Noticias

Informe N° 39 - Junio 2008

 

Coyuntura sectorial
Por Lic. Pablo A. Lara de ESTRATECO Consultores

 

En abril la serie desestacionalizada del Indicador Sintético de Actividad de la Construcción (ISAC) mostró una recuperación de 6,2% con relación a marzo, período que había sido afectado por el paro agropecuario y los masivos cortes de ruta que se realizaron en protesta por la implementación de las retenciones móviles.

Entre puntas del cuatrimestre la referida serie acumuló una expansión de 8,9%, y en comparación con el primer cuatrimestre de 2007 creció 13,4%.

Pero, en función de la continuidad de los reclamos sectoriales y su impacto sobre el normal desenvolvimiento del transporte de mercancías, para comprender hacia dónde se está dirigiendo la actividad sectorial, resulta necesario prestarle atención a la serie tendencia-ciclo del ISAC. Esta serie es útil porque “limpia” la serie mensual desestacionalizada de sucesos circunstanciales, tales como los paros.

Cuando se toma el ISAC tendencia-ciclo, se observa que en abril creció sólo 0,6% mensual, acumulando una suba de 3,5% entre puntas del año. Pero, más importante aún, cuando se observa su evolución reciente, se confirma el proceso de desaceleración de la tasa de crecimiento sectorial que venimos planteando de manera sistemática.

Durante el último trimestre del año pasado, la serie tendencia-ciclo exhibió una suba promedio mensual de 1,1%, cifra que se mantuvo durante enero de este año. Luego, a partir de febrero comenzó a descender gradualmente hasta llegar al guarismo señalado en el párrafo anterior.

En lo que respecta a las comparaciones interanuales, los despachos de los principales insumos al mercado interno fueron sustancialmente más altos durante el primer cuatrimestre de 2008. Esto se debió, por un lado, al impacto de un factor climático más benigno que en igual período de 2007. Por otro lado, también se explicó por el cambio en la estacionalidad de la producción que se está registrando entre los fabricantes de insumos que mayor dependencia tienen de la disponibilidad de energía (por la dificultad para sustituir).

Otro factor que estaría incentivando los despachos de insumos al mercado interno en lo que va del año es la incertidumbre sobre el futuro (sobre todo relacionada con la dinámica del proceso inflacionario), ya que favorece la formación de stocks en el corto plazo. 

 
 

Dinámica de los insumos y de las tipologías de obra

La recuperación (especial) registrada en abril con relación a marzo alcanzó a casi todos los insumos, y con particular fuerza se dio en asfalto, cemento portland y ladrillos, con subas superiores a 22,0%. El único que mostró una retracción de los despachos fue pinturas (-9,5%). Los despachos de hierro redondo y de pisos y revestimientos cerámicos, crecieron 7,0% y 3,5%, respectivamente.

A pesar de lo ocurrido puntualmente en abril, y en línea con los factores explicativos analizamos más arriba, en el primer cuatrimestre de 2008 los despachos más dinámicos fueron los de pinturas, ladrillos y hierro redondo para hormigón. Las subas fueron de 22,8%, 22,4% y 17,0% interanual, respectivamente, tal como se puede observar en el siguiente gráfico. En cuarto lugar se ubicaron los despachos de cemento portland, con una tasa de crecimiento interanual de 11,9%. 
 

 
 

Cuando se desagrega al ISAC por tipologías de obra, se observa que durante el primer cuatrimestre de 2008 las construcciones de viviendas, obras no residenciales y otras obras de infraestructura fueron las que mayores expansiones registraron con respecto a enero-abril de 2007. Pero sólo las dos primeras crecieron por encima del promedio general, 15,9% y 14,3% interanual, respectivamente. Por su parte, las obras públicas crecieron 12,9%.

Por su parte, las obras viales fueron las que menor crecimiento exhibieron (el calendario electoral les dio un fuerte empujón en 2007), ya que incluso fueron superadas por las construcciones petroleras. En relación al primer cuatrimestre de 2007 crecieron 5,8% y 9,5%, respectivamente.

En función del comportamiento descripto y de la importancia relativa de cada tipología en el nivel general del ISAC, en el primer tercio del año la edificación de viviendas explicó dos tercios del incremento interanual de la actividad sectorial. La construcción de obras no residenciales aportó casi 20%. Las restantes tres tipologías hicieron aportes similares, en torno a 4,5% cada una.
   

 
 

En  Perspectivas - Dichos y hechos

En primer lugar reseñamos la visión de los empresarios consultados por el INDEC (dichos) y luego analizamos la dinámica de la superficie autorizada a construir en los principales municipios del país (hechos).

Al momento de ser encuestados los constructores sobre las perspectivas para el mes siguiente (mayo 2008; para los lectores el mes anterior), las respuestas conservadoras continuaron dominando y ampliaron su participación en el total. Tres cuartas partes de los realizadores de obras privadas y dos tercios de los vinculados a la obra pública respondieron que no esperaban cambios con relación al nivel de actividad. El resto respondió mayoritariamente que esperaba una retracción (77,0% de las respuestas para los constructores de obras privadas; 57,0% para los de obras públicas).

Entre los principales motivos que esgrimieron los empresarios consultados para explicar
su mayor pesimismo figuraron: la falta de inversión en obras privadas (33,4% de las respuestas de los que realizan obras privadas) y obras públicas (43,8% de las respuestas de los que realizan obras públicas), la inestabilidad de precios (27,7% y 22,9%, respectivamente) y la caída de la actividad económica (16,6% en cada caso). Esto muestra la creciente preocupación que existe en torno a la desaceleración de la expansión económica general, potenciada por el conflicto campo-gobierno, y al proceso inflacionario en marcha.

A pesar de ello, cuando se los consultó sobre la satisfacción de las necesidades de personal, la proporción de constructores que tuvo dificultades durante abril se mantuvo en torno a 29% para el caso de los realizadores de obras públicas (en el caso de las obras privadas, el guarismo descendió a 18%). Las principales restricciones siguieron estando vinculadas con el personal técnico, los oficiales especializados, los profesionales y los capataces de primera.

Cuando analizamos la performance de la superficie autorizada para construir, que actúa como indicador adelantado de actividad (a corto plazo), surge que en el primer cuatrimestre del año alcanzó un nivel de 2,92 millones de metros cuadrados en el conjunto de los principales 42 municipios del país, lo que significó una retracción de 1,4% con relación al primer cuatrimestre de 2007. En particular, en la Ciudad de Buenos Aires, el municipio que más superficie autoriza, se aprobó un total de 894.721 metros cuadrados en el primer cuatrimestre del año, lo que significó una merma de 26,9% en comparación con similar período de 2007.

Esto es consistente con el escenario de mayor incertidumbre que se viene enfrentando en los últimos meses, que está afectando las decisiones de los inversores, desarrolladores y constructores, así como de los potenciales demandantes. En particular, creemos que el deterioro de las expectativas de los agentes económicos está ganando espacio entre los principales factores explicativos del referido retroceso, dejando a la disminución observada en la rentabilidad de los proyectos inmobiliarios y a las restricciones provenientes del lado de la oferta en un segundo plano. 

 
 

* Los artículos fueron preparados por ESTRATECO Consultores, únicamente a los fines informativos. La información y datos estadísticos contenidos en este informe o utilizados para su elaboración han sido obtenidos de fuentes públicas y privadas que consideramos confiables, pero no podemos garantizar que sean completos o exactos. Toda la información y análisis contenido en este artículo constituye la opinión a la fecha de ESTRATECO Consultores, la cual puede variar sin previo aviso. Se deberá tener especialmente en cuenta que el artículo puede contener información, pronósticos y proyecciones sobre hechos futuros, que pueden no materializarse, razón por la cual se deberá tener presente el carácter no definitivo de las asunciones referidas a estos acontecimientos. El destinatario del presente artículo deberá considerar que los rendimientos pasados respecto de inversiones aquí analizadas no implican o aseguran rendimientos futuros. El presente artículo no ha sido efectuado teniendo en cuenta las necesidades particulares del destinatario, ni reemplaza el juicio independiente del mismo. No implica el asesoramiento por parte de ESTRATECO Consultores, por lo que el destinatario deberá en todos los casos obtener el asesoramiento apropiado por parte de profesionales respecto de la conveniencia de invertir o tomar determinada acción, sobre la base de las opiniones o informaciones aquí vertidas. ESTRATECO Consultores, sus directores y los profesionales vinculados, no asumen ninguna responsabilidad por la utilización de toda la información contenida en este artículo.