Noticias

Informe N° 48 - Marzo 2009

 

Construcción: Índices y realidad
Por Lic. Pablo A. Lara de ESTRATECO Consultores

 

Evolución sectorial comparada

De acuerdo con las estadísticas difundidas por el INDEC, en el primer mes del año el Indicador Sintético de Actividad de la Construcción (ISAC) registró una recuperación de 6,3% mensual desestacionalizada, quedando apenas 1,1% por debajo de igual mes de 2008. Por su parte, la serie con estacionalidad registró una baja de sólo 2,9% interanual.
La serie referida a la edificación de viviendas (casas y edificios), que es la tipología más importante dentro del índice general, se mantuvo en el mismo nivel de enero de 2008 (apenas disminuyó 0,2%).

Estos  datos resultaron llamativos, ya que en los últimos meses el ISAC fue tomando cada vez más distancia con relación a la performance de los despachos de las principales empresas fabricantes de insumos. Es decir, algo parecido a lo que viene ocurriendo con el índice de producción industrial oficial (EMI). 

 
 

Si comparamos la evolución del ISAC con la del Índice Construya, representados en el gráfico precedente, podemos observar que hasta octubre de 2008 ambos índices evolucionaban de una manera similar. Hasta los primeros diez meses del año pasado el ISAC acumulaba una expansión de 6,8% interanual, que en el caso del Índice Construya llegaba a 7,0%.

Por supuesto que la evolución no era idéntica, porque el ISAC incluye más tipologías de obras (entre otras, las petroleras). Pero la comparación no deja de ser válida, porque la principal tipología dentro del ISAC es la construcción residencial, que es la tipología considerada para la elaboración del Índice Construya y porque del mismo gráfico también surge que los dos índices generales exhibieron un comportamiento muy parecido al de esta tipología principal.

Además, el siguiente cuadro muestra que en promedio en el período 2002-2007 el ISAC y el Índice Construya exhibieron comportamientos casi idénticos. Si tomamos las series con estacionalidad, el indicador oficial creció a un ritmo promedio de 18,1% anual  y el indicador privado hizo lo propio a un ritmo de 21,1% anual. En cambio, a partir del cuarto trimestre de 2008 las divergencias comenzaron a ser cada vez más evidentes, y éstas no se pueden atribuir al comportamiento de las obras viales y petroleras, cuyas ponderaciones en el nivel general son menores.

En el último trimestre del año pasado, el ISAC con estacionalidad registró una baja de 2,0% con relación al mismo trimestre de 2007 (con un alza de la construcción residencial de 0,7%), en tanto el Índice Construya retrocedió 15,1% entre similares períodos. En enero de 2009, las bajas fueron de 2,9% y 19,3%, respectivamente.

Tal como ocurre con otras series oficiales, el ISAC muestra que la actividad de la construcción está atravesando una nueva fase contractiva. Pero las magnitudes de las caídas que señala son sustancialmente inferiores a las que se observan en la realidad.   
   

 
 

Dinámica de los insumos

En el comienzo de 2009, y por tercer mes consecutivo, los despachos de cemento portland y de hierro redondo para hormigón continuaron retrocediendo con respecto al mismo mes del año anterior. En el primer caso la baja fue de 10,4% anual y en el segundo caso llegó a 13,8% anual. De esta manera, en el trimestre noviembre ’08-enero ’09, los envíos desde fábrica de estos insumos disminuyeron 12,3% y 13,4% interanual, respectivamente.

En lo que respecta a los ladrillos, en enero fueron los segundos despachos más dinámicos, con un crecimiento de 13,6% interanual, ubicándose detrás de los de asfalto, que crecieron 54,7% interanual (afectados por la inestabilidad que exhiben las ejecuciones de obras públicas).

Las pinturas y los pisos y revestimientos cerámicos exhibieron comportamientos positivos, pero más moderados. Con relación a enero de 2008, éstos se expandieron 7,3% y 5,7%, respectivamente.
 
 

Dinámica por tipologías de obra

Tal como resaltamos en la primera sección de este Informe, en enero de 2009 la principal tipología dentro del ISAC, la edificación de viviendas, registró un retroceso de apenas 0,2% interanual. Es decir, se mantuvo estancada.

En línea con la dinámica de los despachos de asfalto, según el INDEC, las obras viales fueron las únicas que exhibieron un comportamiento positivo durante el primer mes del año. En comparación con enero de 2008, la actividad de este sector subió 6,6%.

En cambio, las obras petroleras, las obras de infraestructura y las construcciones de edificios no residenciales (otros destinos), retrocedieron en forma significativa con respecto a un año atrás: 16,5%, 9,8% y 6,9%, respectivamente. En particular, la nueva realidad enfrentó el sector petrolero argentino a partir del tercer trimestre del año pasado, hizo que se revirtiera la tendencia positiva que venía mostrando durante los meses previos, período en el cual resultó ser una de las tipologías más dinámicas dentro del ISAC (aunque con un impacto menor en el nivel general del índice, debido a su baja participación en la actividad total), algo que no ocurría desde 2004. 

 
 
Perspectivas

En la última encuesta que realizó el INDEC referida al nivel de actividad esperado, volvieron a subir los porcentajes de respuestas ‘neutrales’ (las referidas al mantenimiento de la actividad), principalmente a costa de las respuestas positivas.

Entre los constructores de obras privadas, 70,6% respondieron que la actividad se mantendría estable durante febrero, en tanto 26,5% esperaba una caída y sólo 2,9% esperaba un crecimiento. Entre los realizadores de obras públicas, 52,8% no esperaba cambios y otro 33,3% esperaba una caída, en tanto que sólo el restante 13,9% esperaba una mejora.

La evolución de los permisos de construcción también comenzó a exhibir un grado de convergencia al nuevo escenario. En enero, en los principales 42 municipios del país se registró un retroceso de 31,5% interanual en la superficie autorizada (también explicado por la aprobación de una superficie muy elevada en enero de 2008, al igual que lo ocurrido en diciembre de 2007). La superficie total autorizada a construir llegó a 578,7 mil metros cuadrados. De ese total, 58.964 metros cuadrados correspondieron a la Ciudad de Buenos Aires (-82,4%  interanual). 
 
 

* Los artículos fueron preparados por ESTRATECO Consultores, únicamente a los fines informativos. La información y datos estadísticos contenidos en este informe o utilizados para su elaboración han sido obtenidos de fuentes públicas y privadas que consideramos confiables, pero no podemos garantizar que sean completos o exactos. Toda la información y análisis contenido en este artículo constituye la opinión a la fecha de ESTRATECO Consultores, la cual puede variar sin previo aviso. Se deberá tener especialmente en cuenta que el artículo puede contener información, pronósticos y proyecciones sobre hechos futuros, que pueden no materializarse, razón por la cual se deberá tener presente el carácter no definitivo de las asunciones referidas a estos acontecimientos. El destinatario del presente artículo deberá considerar que los rendimientos pasados respecto de inversiones aquí analizadas no implican o aseguran rendimientos futuros. El presente artículo no ha sido efectuado teniendo en cuenta las necesidades particulares del destinatario, ni reemplaza el juicio independiente del mismo. No implica el asesoramiento por parte de ESTRATECO Consultores, por lo que el destinatario deberá en todos los casos obtener el asesoramiento apropiado por parte de profesionales respecto de la conveniencia de invertir o tomar determinada acción, sobre la base de las opiniones o informaciones aquí vertidas. ESTRATECO Consultores, sus directores y los profesionales vinculados, no asumen ninguna responsabilidad por la utilización de toda la información contenida en este artículo.