Noticias

Informe N° 52 - Julio 2009

 

Daniel Kevorkian suma calidad con Construya

 

Daniel Kevorkian lleva casi 25 años en la profesión de arquitecto. Premiado por algunas de sus obras se unió a Construya y a su Emblema de Calidad para sumar valor a sus proyectos. En esta nota nos cuenta cómo y cuando empezó en la arquitectura, comenta  sobre sus futuras obras y opina de la Asociación y su aporte y de la construcción en la ciudad de Buenos Aires

'Entré en la Facultad de Arquitectura de Buenos Aires en 1981 y me recibí en 1986, me tocaron dos períodos muy representativos en la vida universitaria, mitad del proceso militar y mitad del comienzo de la democracia. En 1986, obtuve el Primer Premio en el Concurso de Anteproyectos sobre Las Galerías Pacífico, auspiciado por La Secretaría de Cultura de la Nación y la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Buenos Aires. Apenas recibido, comencé a trabajar en 1987, realizando un reciclaje de una fábrica de señalización industrial, en Lomas de Zamora'.

Kevorkian apunta que 'con mi primera obra representé a La Argentina en la IV Bienal Internacional de Arquitectura de Buenos Aires en la categoría “Voces Emergentes” siendo seleccionado dentro de los 40 mejores Arquitectos Jóvenes Argentinos. Con esa misma obra gané el Primer Premio a la Excelencia en la categoría “Mejor Imagen Comercial” del Concurso Internacional sobre Establecimientos Industriales. Organizado por SPAI, Fairfax, Virginia, EE.UU. y en 1992, un segundo puesto en el Premio Anual de Arquitectura organizado por El Consejo Profesional de Arquitectura y Urbanismo y la Sociedad Central de Arquitectos, en la tercera categoría (Industria). En 1998, fui seleccionado para participar en el Primer Salón del Diseño `98, realizado en el Centro Cultural Borges'. Un currículum que habla por sí solo.

 
 

Sobre la arquitectura que le gusta, expresa una opinión concreta. 'En los movimientos arquitectónicos, algunos perdurables en el tiempo, siempre hubo buenos maestros, la buena arquitectura está más allá de los movimientos, me gusta la arquitectura en donde siempre se deja una impronta para la reflexión, en donde la armonía de los espacios conjugue un placer visual diferenciado'.

'Realicé muchas obras de arquitectura comercial para distintas marcas, entre ellas Benetton Argentina, también la sede del Club Ciudad de Bolívar, la sucursal de Campana de Toyota, el nuevo desarrollo de imagen de Fila Argentina, la fábrica de filtros de automotores Wega y el restaurante Chapeau en Palermo Hollywood, son las más recientes'.

Era inevitable que se le consultara por sus referentes en la arquitectura. 'Los grandes maestros como Frank Lloyd Wright, encabezan mi preferencia, Alvar Aalto es otro grande y como contemporáneos a Santiago Calatrava y  Rafael Vigñoly', sostiene el profesional.

Es momento de hablar de la calidad y de Construya y de cuáles son los aportes de la Asociación en el tema. 'La calidad va en la génesis del proyecto mismo, la obra trasciende en el tiempo y la calidad es el artífice de esta situación, el aporte de Construya en este sentido, es muy valioso ya que el comitente se siente con una contención mayor además del soporte profesional que le da un valor agregado a la misma', explica.

 

El futuro es el próximo tema que nos convoca en la charla. Kevorkian dice que están avocados a proyectos de inversión de desarrollos inmobiliarios de distintos orígenes, realizando desde el desarrollo hasta el proyecto arquitectónico.

La contrucción en la Ciudad de Buenos Aires no quedó sin responder. 'A nivel urbano considero un desequilibrio muy grande entre el norte y el sur, desde el gobierno no están dadas las mismas condiciones de infraestructura urbana, teniendo el sur un gran potencial para capitalizar. Es imperioso resolver el tema de los asentamientos y que queden contenidos dentro de la trama urbana general y no como un gueto en si mismo', apunta.

Sobre el final, las recomendaciones para los que recién empiezan. Allí el arquitecto fue muy concreto. 'Que amen lo que hagan, este tema es esencial para cualquier actividad que desarrollen, en el transcurso de sus actividades van a tener situaciones desalentadoras y de distinta índole y sólo con el amor y la pasión que le tengan a la profesión van a sobrellevar estas dificultades. Que sean honestos consigo mismos, tenemos un arma muy importante, podemos modificar hábitos y costumbres, generar lugares de encuentro y encontrar una emoción en una respiración profunda al entrar a un espacio diseñado por nosotros, no lo desaprovechemos, los cambios y las revoluciones son posibles'.